Páginas

miércoles, 23 de noviembre de 2011

Juventud En Éxtasis

Hace tiempo que me encontré con esta novela literaria del escritor Carlos Cuauhtémoc Sánchez  y pues en ese entonces me permití leer las primeras hojas para saber que tal estaba, que posteriormente poder terminarla ya que en aquel tiempo estaba leyendo otro libro. Les cuento que con solo ver la portada y el título, antes de abrir el libro para leerlo, pensé que era otra historia de romances desenfrenados y situaciones ridículas, sin ningún tipo de reflexión, como nos quieren acostumbrar algunos autores; sin embargo me encontré entre deliberaciones de jóvenes que proporcionaban argumentos en base a experiencias vividas sobre la sexualidad.

Recientemente, en estos días, me propuse terminar de leer el libro y he descubierto que sus temáticas van más allá de simples discusiones sobre la sexualidad. Narrado por un joven de nombre, Efrén, nos relata cómo su vida cambia radicalmente de conceptos y comportamientos en lo referente a la sexualidad y relaciones íntimas, donde desmorona todo lo mal y experimentalmente aprendido, pasando a un nuevo estilo de vida, en el que encontrar a una mujer signifique encontrar a una buena amiga, compañera y porque no, amante, siendo esta la cúspide en el momento de comprometerse y enfrentar en pareja los grandes retos que irremediablemente se presentaran en el transcurso de sus vidas.

Para mí, siendo objetivo, es cierto que noté que en algunas partes del contenido, el autor intenta provocar temor sobre el sexo, en los adolescentes, y que formula preguntas y ejemplos de acuerdo a las respuestas que quiere estimular hacia los lectores, es decir, tan específicos, que un problema lo considera como una regla, pero, también es cierto, que este libro ofrece muchos consejos e ideas que de seguro podemos , si leemos con la mente abierta, no digo que cambiar nuestra forma de pensar, pero si, perfeccionar nuestros conceptos y capacidad de juicio mediante la asimilación de pensamientos ajenos.

Buscando información entre varias páginas web relacionado al libro, leí el comentario de una chica que decía, <<como quisiera que los jóvenes hicieran práctica de las enseñanzas de este libro, mas si algunos de ellos ya lo leyeron>>, de una u otra manera mostrándose  decepcionada la chica.

Y es que pese a toda la información que podamos tener y las advertencias de todo tipo que nos pueden llegar, siempre tenemos la necesidad de experimentar cosas nuevas, desconocidas; no importa si corremos riesgos, lo hacemos porque nos nace y porque nuestra mayor virtud es la curiosidad, que no se permite ser encerrada ni por creencias ni por temores. Claro está que siempre debemos reducir los riesgos, controlándolos y asumir la responsabilidad de todos ellos.

Este libro yo lo recomendaría tanto para jóvenes como para adultos, mas si aún son casad@s, hay importantes recomendaciones que los pueden ayudar si las ponen en práctica.



6 comentarios:

Nessa! dijo...

De Carlos Cuahtecmoc lo unico que he leido es los ojos de mi princesa y no me llego mucho que digamos.
A lo mejor tengo que darle oportunidad a los demas libros :)

Juan Carlos dijo...

Si es cierto, no es como que en realidad cautive mucho; pero siempre hay que darse una oportunidad con cualquier tipo de libro y rescatar las cosas que nos puedan servir. Después de todo no todo en un libro es malo. Espero que te guste amiga linda...;)

Gisellapatricia dijo...

Bueno ,yo si lo e leido y me gusto mucho ,fue despues d leer volar sobre el pantano dl mismo autor.

Juan Carlos dijo...

Asi es amiga, que bueno que te haya gustado!!...ya me entró curiosidad conocer el libro que mencionas del mismo autor :)

Sharii dijo...

son muy buenos lo libros de carlos cuacthemoc yo los lei cuando tenia como 15 años aora tengo 30 jeje pero me ayudaron mucho acerca de mi sexualidad les recomiendo tambien la fuerza del sheccid esta muy bonita la historia del mismo autor

Juan Carlos dijo...

Hola Sharii. La fuerza de sheccid me la recomendó un amigo, aunque todavía no lo leo, me dijo que hay unos poemas muy bonitos, incluso, uno de ellos le había dedicado a su enamorada, así que creo que es muy recomendable.